VIOLACIONES ASOCIADAS CON LOS COMPLEJOS PALMEROS EN COLOMBIA. (Video de Contravia )

18.07.2019 16:07

 

                             

POR: FIDEL MINGORANCE

En Colombia, los impulsores gubernamentales del modelo agroindustrial de grandes plantaciones y las áreas de marketing y publicidad de las grandes empresas palmeras afirman que con la palma aceitera todo el mundo gana. Ganan las finanzas del Estado, ganan los empresarios y gana el conjunto de la sociedad, ya que explican que el cultivo trae grandes beneficios sociales, la paz y el desarrollo nacional, además de beneficiar la salud de los consumidores finales y el clima del planeta.

 

Aunque estudios específicos sobre los impactos de este monocultivo en el departamento del Chocó e informaciones recopiladas en otras zonas indican lo contrario, los estamentos impulsores de esta agroindustria no hacen ningún reconocimiento de los problemas asociados al monocultivo de palma. Las únicas quejas que se escuchan de par- te del sector palmero son las dificultades que encuentran para poder plantar más palma debido a las restricciones que en determinados territorios imponen las leyes constitucionales de protección étnica y ambiental.

 

Las grandes expectativas generadas en torno al biodiesel de palman hecho que el gobierno y los empresarios palmeros se hayan lanzado a la búsqueda de inversores internacionales, también europeos, para seguir expandiendo las plantaciones de palma a través de megaproyectos.

Ante esta avalancha de publicidad palmera, se hace necesario que los potenciales inversores, las instancias europeas de derechos humanos y ayuda al desarrollo y sobre todo el consumidor belga/europeo de productos elaborados o derivados de este aceite cuenten con el máximo de información posible de lo que significa el cultivo de la palma en su dimensión global y no se queden sólo con la visión parcial que muestran los datos agroeconómicos que facilitan las empresas palmeras y el gobierno colombiano.

 

A excepción del caso de las plantaciones de palma en el Chocó, del que existen documentos específicos, la información disponible sobre violaciones de distintos derechos asociados a las plantaciones de aceite de palma colombianas se encuentra muy dispersa.

Este estudio quiere brindar una información estructurada especialmente concebida para los lectores belgas y europeos, que ayude conseguir una imagen global que sea útil a aquellos interesados que no conocen en profundidad esta temática. A la vez, se pretende que pueda servir de información de base para posteriores estudios más profundos sobre el tema, tanto en Europa como en Colombia.

 

El estudio comienza con una necesaria descripción general de la cadena del aceite de palma colombiano desde el punto de vista agroeconómicos, y su posterior flujo comercial hacia Bélgica/Europa. Entender las características y el funcionamiento de los eslabones de esta cadena agroindustrial es básico y fundamental para poder analizar el flujo del aceite con una perspectiva de derechos humanos.

Seguidamente, se hace un mapeo general de las violaciones a la legislación colombiana y a la legislación internacional ratificada por Colombia que se han cometido en las zonas palmeras, tal y como lo vienen denunciando las comunidades afectadas, organizaciones sociales, defensores de derechos humanos y en algunos casos los propios organismos de control del Estado colombiano.

 

Estas violaciones ameritarían de por sí de una completa y monográfica investigación. Ese objetivo trasciende la intención y las posibilidades del presente estudio, no obstante lo cual el mapeo general intentará dar una visión lo más completa posible de las mismas a escala nacional.

Una localización, descripción o mapeo general quedaría incompleto sin un posterior análisis del ‘modelo palmero’ que se viene imple- mentando en el país, en el que el paramilitarismo es una de las principales estructuras violadoras.

Las características de este modelo de explotación del cultivo junto a la alta integración vertical de la industria del aceite de palma llevan a que las responsabilidades en las violaciones cometidas se deban buscar en todos los eslabones de la cadena, desde los campos y plantaciones colombianos hasta los consumidores finales.

 

La caracterización del ‘modelo palmero’ colombiano y la posterior mirada a las responsabilidades dentro del flujo del aceite Colombia- Bélgica/Europa acabará de dar la imagen global que se pretende.

 

FLUJO DE ACEITE DE PALMA COLOMBIA BELGICA.pdf