LA REALIDAD COLOMBIANA

03.08.2018 21:08

En Colombia el paramilitarismo está reinante.

 

Las fuerzas militares,  han hecho del paramilitarismo una  seguridad nacional  y una  instalación de toda una doctrina de  pensamiento  militar. 

Esta doctrina  ha conllevado a diversas eliminaciones, desapariciones forzadas, persecuciones  políticas, desplazamientos  de miles de ciudadanos y  numerosas judicializaciones de corte político en Colombia. El  paramilitarismo, no es solo una facción militar, es todo un pensamiento para-criminal,  el cual introduce y sostiene  mecanismos sistemáticos de fascitizacion, bajo una represión y eliminación, donde, organismos del gobierno y agentes externos responden  a toda  una política de Estado nacional. 

Cabe resaltar,  la sombra militar, bien tenebrosa en la época del periodo presidencial de   Julio Cesar Turbay Ayala (1978-1982),  quien   recurrió al   decreto 1923 del 6 de septiembre de 1978, que sería conocido como ‘Estatuto de seguridad, este sirvió, para encarcelar a miles de jóvenes, perseguir al  movimiento social y desaparecer a miles de ciudadanos que  bajo escuadrones de muerte y respaldado  por su  famosito  estatuto,  jóvenes de  universidades, miembros de sindicatos, líderes campesinos, indígenas, afros, se vieron abocados a la más humillante segregación, tortura, encarcelación,  judicialización y muerte en muchos casos. La criminalidad,  bajo un orden  legal, es decir  una para - fascitizacion en toda su estela  estatal.