Texto de la decisión dejando en firme la resolución de acusación contra Santiago Uribe Vélez por concierto para delinquir agravado y homicidio agravado

23.06.2017 08:43

 


FISCALÍA GENERAL DE LA NACIÓN 
DESPACHO DE LA VICEFISCAL GENERAL DE LA NACIÓN

Bogotá D.C, nueve (9) de junio de dos mil diecisiete (2017).

I. OBJETO DE LA DECISIÓN

Resolver el recurso de apelación promovido de manera principal por parte de la defensa técnica del señor Santiago Uribe Vélez, quien figura como procesado, en calidad de coautor, de las conductas punibles de homicidio sujeto a circunstancia de agravación específica del tipo y en concurso material, heterogéneo y simultáneo, con el delito de concierto para delinquir agravado, contra la decisión interlocutoria fechada del 21 de octubre de 2016, proferida por la Fiscalía Décima Delegada ante la Corte Suprema de Justicia, donde se le convoca fonnalmente a juicio por los delitos endilgados en la resolución que resolvió su situación jurídica.

II. ANTECEDENTES PROCESALES

1. SINOPSIS FÁCTICA

El despacho a-quo, desde el mismo momento de resolver la situación jurídica, reseñó los hechos jurídicamente relevantes de la siguiente manera:

"Se le reprocha al ciudadano SANTIAGO URIBE VELEZ, a partir de la prueba testimonial y documental, que éste (sic) en los primeros años de la década de los noventa habría conformado y dirigido desde la Hacienda La Carolina, en jurisdicción del municipio de Y animal, Antioquia, un grupo armado ilegal |1| que se estructuró con el propósito de ejecutar una política de exterminio en contra de quienes eran considerados como indeseables sociales |2|, pero también para eliminar militantes y auxiliadores de los grupos subversivos que operaban en la región; propósito para el cual contaron con el concurso, por acción u omisión, de miembros de la Policía Nacional e integrantes de inteligencia militar.

Además, se trataría de la empresa delictiva que habría cumplido sus objetivos inicialmente de la mano de HERNÁN DARÍO ZAPATA, alias "Pelo de Chonta" y "Rodrigo ", lugartenientes de la agrupación armada ilegal encargados de la parte militar -urbana y rural-, quienes, con el apoyo de la Fuerza Pública, extendieron su accionar delictivo a los municipios de Santa Rosa, Valdivia, Campamento, Angostura, Briceño, Gómez Plata y Carolina del Príncipe; contexto en el que se perpetró el homicidio de CAMILO BARRIENTOSDURAN, al considerarlo como auxiliador de la guerrilla".

2. SÍNTESIS PROCESAL

Se da inicio a la presente investigación a partir de la denuncia presentada por el señor Albeiro Martínez, Vergara el día 15 de diciembre de 1995, donde narra, ante la Fiscalía Regional de Medellín, Antioquia, una serie de actuaciones irregulares que se estaban presentando en el municipio de Yarumal, puntualmente por parte de un grupo de personas que eran conocidas como "Los Doce Apóstoles" y quienes, en contubernio con los miembros de la Fuerza Pública -Policía y Ejército-, habrían cometido una serie de homicidios selectivos en esa región.

Mediante informe fechado el 14 de febrero de 1996, la Unidad Investigativa del Cuerpo Técnico de Investigación (en adelante el CTI) de la Fiscalía General de la Nación, relacionó algunos homicidios cometidos en Yarumal, así como en sus municipios circunvecinos. Ese mismo informe individualizó a algunos de los miembros del grupo conocido como "Los Doce Apóstoles". Según el mismo documento, esas acciones delincuenciales se habían incrementado en la región con la presencia del Capitán Pedro Manuel Benavides y el Teniente Juan Carlos Meneses |3|, en calidad de comandantes del Distrito de Policía de Yarumal Antioquia.

Con la información proporcionada, se dio apertura a la investigación previa, ordenándose por parte de la Fiscalía Regional recolectar elementos demostrativos que le permitieran establecer la ocurrencia de los hechos y, de ser posible, determinar los autores o participes de los mismos |4|.

El 3 de noviembre de 1996 en Medellín, Antioquia, se notificó al señor Santiago Uribe Vélez sobre la iniciación de la presente investigación. Posteriormente, fue escuchado en diligencia de versión libre dentro de estas diligencias, donde se mostró absolutamente ajeno a los hechos y circunstancias delictuales que eran objeto de investigación |5|.

Mediante informe rendido por el CTI de la Fiscalía del 11 de septiembre de 1996, se dio cumplimiento a la misión de trabajo que buscaba la plena identificación.de algunos de los señalados de pertenecer a la agrupación criminal conocida como "Los Doce Apóstoles" |6|.

El 25 de agosto de 1999 se profirió resolución inhibitoria a favor del señor Santiago Uribe Vélez, argumentándose que las declaraciones que lo vinculaban con la ilicitud, particularmente las ofrecidas por el testigo con reserva de identidad No. 002 |7|, no eran coincidentes y suficientes para soportar un proceso en su contra. La anterior decisión fue confirmada por la Fiscalía Delegada ante el Tribunal Superior de Bogotá D.C, quien resolvió el recurso de apelación promovido por el señor agente del Ministerio Público.

Con ocasión de la declaración rendida por el Mayor (r) Juan Carlos Meneses Quintero el 15 de abril de 2010, ante una comisión de notables de la República Argentina, encabezados por el Premio Nobel de Paz, doctor Adolfo Pérez Esquivel, así como-en diferentes entrevistas vertidas en medios de comunicación -nacionales e internacionales-, se varió la asignación de la investigación, para quedar radicada en la Unidad Nacional de Fiscalías de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario.

El Mayor (r) Juan Carlos Meneses Quintero hizo contacto con la Agencia de la ONU para Refugiados -ACNUR-, buscando preservar su vida, pues, según adujo, en Colombia se encontraba seriamente amenazado. Obtenido el refugio solicitado, rindió declaración juramentada el 22 de junio de 2010 en el Consulado de Colombia en Buenos Aires, Argentina.

Posteriormente, el Mayor (r) Juan Carlos Meneses Quintero rindió declaración juramentada ante la Fiscalía General de la Nación, donde reafirmó las manifestaciones inicialmente vertidas ante la Comisión de Notables, puntualmente en lo que corresponde a la existencia del grupo delincuencial conocido como "Los Doce Apóstoles" y el liderazgo que sobre el mismo ejercía el señor Santiago Uribe Vélez.

Teniendo en cuenta los nuevos medios probatorios incorporados a la actuación, la Unidad Nacional de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario revocó la resolución inhibitoria del 25 de agosto de 1999 a favor del señor Santiago Uribe Vélez para, en su lugar, reanudar la investigación previa. De igual manera dispuso el libramiento de plurales órdenes a la Policía Judicial, en aras de establecer la materialidad de los hechos denunciados, así como la individualización de sus autores o participes.

También se recibieron las copias compulsadas por la Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Penal, en relación con la declaración tomada por ese alto tribunal en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, al Mayor (r) Juan Carlos Meneses Quintero el día 24 de junio de 201.0.

El 16 dé mayo de 2014 |8| se varió la asignación de la presente actuación y se radicó en la Fiscalía Décima Delegada ante la Corte Suprema de Justicia, dada la connotación de los hechos y la condición de las personas involucradas.

El 29 de febrero de 2016 la Fiscalía Décima Delegada ante la Corte Suprema de Justicia resolvió la situación jurídica al señor Santiago Uribe Vélez, imponiéndole medida de aseguramiento consistente en detención preventiva en establecimiento de reclusión, sin derecho a libertad provisional, al estimar que en su caso particular se daban de consuno los requisitos legales para su imposición, amén de los elementos probatorios que se incorporaron de manera válida y oportuna |9|.

 

Por petición de la defensa técnica se incorporó en el proceso copia del expediente de extinción de dominio que se adelanta sobre los bienes del Mayor (r) Juan Carlos Meneses Quintero |10|.

Resolucion de acusacion contra Santiago Uribe.pdf